Minhas Compras
cesta vazia
TELEVENDAS: (41)3253-3035
| | | | |
15/10/2019 13:49:51 hs
busca: Veja como melhorar a Busca
border=0
 CATÁLOGO
border=0
 Revivendo
border=0
 Again
border=0
 BIOGRAFIAS
border=0
 Nacionais
border=0
 Internacionais
border=0
 ALMANAQUE
border=0
 Reportagens
border=0
 Registros
border=0
 Curiosidades
border=0
 A PRODUTORA
border=0
 História
border=0
 Leon Barg
border=0
 Acervo
border=0
 Localização
border=0
 LINKS
border=0
 Links de MPB
border=0
border=0
border=0
border=0
El Tango (apunte Histórico Y Sociológico) Última Fase de Ataulfo Alves Ganha Reedição Assis Valente Revive Coletânea Festeja Centenário de Nascimento de Assis Valente, Autor de Brasil Pandeiro´ Por Mauro Ferreira Revivendo o Passado Luiz Gonzaga, o Eterno Rei do Baião Cem Anos de Braguinha Rendem Homenagens no Rio e em Sp Coletânea Traz Raridades de Carmen Para o Cd Raridades de Carmen Miranda, Braguinha: 100 Anos de Alegria Dicionário Gonzagueando, de a a Z Por Assis Angelo (livro)
Reportagens
Mais Reportagens
Última Fase de Ataulfo Alves Ganha Reedição
Assis Valente Revive
Coletânea Festeja Centenário de Nascimento de Assis Valente, Autor de Brasil Pandeiro´ Por Mauro Ferreira
Revivendo o Passado
Luiz Gonzaga, o Eterno Rei do Baião
Cem Anos de Braguinha Rendem Homenagens no Rio e em Sp
Coletânea Traz Raridades de Carmen Para o Cd
Raridades de Carmen Miranda,
Braguinha: 100 Anos de Alegria
Dicionário Gonzagueando, de a a Z Por Assis Angelo (livro)
...veja mais
El Tango (apunte Histórico Y Sociológico)

EL TANGO (Apunte histórico y sociológico) 
 
Una aficionada brasileña llamada Flávia Valente definía el tango de la siguiente forma:  
 
"" O tango é passional, alguns dizem 
O tango é mental, dizem outros. 
Mas afinal, o que é este tango tal tango? 
Seria uma música, uma cadência, um lamento? 
Um sopro, uma luz, uma sombra? 
Seria um movimento, um entrelaçar de pernas? 
Um respirar diferente, uma projeção para frente? 
Ou talvez o fogo da paixão, ou a luz da razão? 
Quem és tu, bendito alento? 
Quem é o tango? Que tipo de pensamento? 
Com que laços nos amarra? 
Com que asas nos liberta? 
Com que olhos nos seduz? 
Com que passos nos conduz? 
Com que força nos arrebata? 
És suave como a seda 
E cruel como a chibata 
És estilo de viver, afinal, és o quê? 
És um jeito, um fato, uma história 
Um tempo, uma lembrança... 
Um boleio, uma sacada ou um simples passo 
Tantos foram os salões... 
Com tantas pessoas compartilhei seu abraço 
Tantos perfumes, tantos vinhos, tanta esperança... 
Que no final, descobri quem és 
Que como disse o poeta 
O tango é um sentimento que se dança! "" 
 
Estas bellísimas palabras se transcriben integramente en portugués para no desvirtuar la esencia de lo que definen: los más profundos y verdaderos matices del gran movimiento musical conocido como TANGO .  
 
Es dificil escribir un apunte histórico y sociológico sobre el tango.  
 
El tango no sólo es música, también es baile, canción, poesía y toda una forma de vivir, que abarca un extenso período, de aquel tiempo incombustible de las primeras décadas del siglo XX.  
 
Aunque sobre el tango y sus figuras son muchas las cosas que se discuten y ponen en duda, es generalmente aceptado que nace en Buenos Aires a finales del s. XIX, aunque algunos prefieren decir a modo conciliador, que nació a las orillas del Río de la Plata, con el fin de contentar a los uruguayos que reclaman la copartenidad de este movimiento musical.  
 
La mayoría de los estudiosos coinciden en apuntar la década de 1880 como el punto de partida de lo que entonces no era más que una determinada forma de bailar la música.  
 
La sociedad porteña de la época escuchaba y bailaba habaneras, polkas, mazurcas y algún vals, mientras que los negros se movían a ritmo de candomblé, una forma de danza en la que la pareja no se enlazaba y bailaba de una manera más marcada por la percusión que por la melodía.  
 
Musicalmente, el tango entronca en su esencia con la habanera hispano-cubana y es por tanto producto del trasiego mercantil entre los puertos de lengua española de La Habana (Cuba) y Buenos Aires (Argentina).  
 
Inicialmente, el tango es interpretado por modestos grupos que cuentan sólo con violín, flauta y guitarra o incluso, en ausencia de ésta, el acompañamiento de un peine convertido en instrumento de viento con la mediación de un papel de fumar y un avezado soplador que marca el ritmo.  
 
El instrumento mítico, el bandoneón, no llega al tango hasta un par de décadas después de su nacimiento, en 1900 aproximadamente, y poco a poco sustituye a la flauta.  
 
El origen de la palabra "tango" es un misterio, sin embargo si es posible hablar con propiedad del escenario de su nacimiento.  
 
Buenos Aires era a finales del s. XIX una ciudad en expansión con un enorme crecimiento demográfico, producto de la emigración másiva de españoles e italianos. 
A esta corriente migratoria no eran ajenos alemanes, húngaros, eslavos, árabes, judíos......... 
Todos ellos componían una gran masa obrera desarraigada, pobre, con escasas posibilidades de comunicación debido a la barrera lingüística. 
Mayoritariamente era masculina, hombres en busca de fortuna, hasta el punto de que la población quedó descompensada. 
Se calcula que 70% de la población de Buenos Aires eran hombres.  
 
En este ambiente, se comienza a bailar en tugurios y lupanares (burdeles) el nuevo ritmo que se asocia así desde su inicio al ambiente prostibulario, ya que eran sólo prostitutas y "camareras" las únicas mujeres presentes en las "academias" o perigundines.  
 
Puesto que se trataba de féminas dedicadas en cuerpo y alma y, sobre todo, en cuerpo a sus accidentales acompañantes, el tango se comenzó a bailar de un modo muy "corporal", provocador, cercano, explícito... de un modo socialmente poco aceptable.  
 
En los primeros tiempos, cuando el tango comienza a salir de los arrabales, cuando empieza a convertirse en canción, las letras son obscenas y sus títulos dejan lugar a pocas dudas: "Dos sin sacarla", "Qué polvo con tanto viento", "Con qué tropieza que no dentra", "Siete pulgadas"... o incluso "El Choclo" que aunque literalmente significa mazorca de maíz, en sentido figurado y vulgar, equivale al castellano "coño".  
 
De su baja cuna a su encumbramiento como baile rey en los salones del mundo occidental, el tango recorrió un camino de ida y vuelta entre el Nuevo y Viejo Continente, con una parada decisiva y brillante en París.  
 
Los "niños bien" , hijos de la nueva y floreciente sociedad bonaerense no tenían reparos en bailar en los arrabales para divertirse, bailar y, de paso, levantarse alguna mina o alguna "milonguita" que engatusaba o se dejaba engatusar. Y para acercarse a la mujer no conocida, nada mejor que el tango. 
Por supuesto, el nuevo baile no era aceptable en sus casas ni bailable con las señoritas de su ambiente y por esa razón permaneció durante muchos años como algo marginal y de clase baja.  
 
Sin embargo, los viajes de estos señores a Europa, por razones de negocios o simplemente de vacaciones, fueron el desencadenante. 
París no sólo era la capital del "glamour" y de la moda, sino que además era una ciudad de daba cobijo a una sociedad plural, parte de la cual era alegre y desprejuiciada, desde hacía mucho tiempo atrás.  
 
Louis Mercier, cronista de la vida parisina escribía en 1800: "Después del dinero, hoy en día el baile es lo que más éxito tiene entre los parisinos, sea cual sea su extracción social aman el baile, lo idolatran, lo veneran."  
 
Ante tal constante , furor causaban a principios del s. XX los cabarets Bal Bullier de Montparnasse o Le Moulin de la Galette. 
Por añadidura, el atrevimiento dentro de los salones era célebre "por lo ligero de las vestimentas y por el jolgorio sexual que reinaba siempre en él ".  
 
En este marco social no fue difícil que el osado baile creado en la capital de la Plata encontrará un terreno abonado para florecer y convertirse en curiosidad al principio, en moda y furor después.  
 
Y una vez en París, el escaparate de Europa, la capital de la moda, la cuna del "chic", su extensión al resto del continente primero, y a todo el mundo después, fue algo sencillo y rápido.  
 
Curiosamente, es entonces, cuando Buenos Aires se mira a París, cuando finalmente el tango entra en sus salones avalado ahora por el bautismo europeo, el mejor de los "pedigries" para una burguesía emergente que luchaba por hacer de su ciudad el París de América.  
 
La gloria trajo también simultáneamente el rechazo. La sempiterna dinámica social se puso nuevamente en marcha, lo antiguo frente a lo nuevo, la censura frente a la apertura, la tradición frente a la renovación.  
 
Los detractores del tango surgieron por doquier y fueron incluso ilustres y famosos. 
El Papa Pío X lo proscribió, el Káiser lo prohibió a sus oficiales y la revista española "La Ilustración Europea y Americana" hablada del "..... indecoroso y por todos los conceptos reprobable tango, grotesco conjunto de ridículas contorsiones y repugnantes actitudes, que mentira parece que puedan ser ejecutadas, ó siquiera presenciadas, por quien estime en algo su personal decencia."  
 
No obstante, para cuando llegó la reacción la suerte estaba ya echada: el tango había triunfado. 
Hubo vestidos de tango, color tango, "té-tango"......... el tango fue el baile rey de pre-guerra que habría de terminar muy pronto con el primer enfrentamiento armado mundial, la ascensión de Estados Unidos como potencia y el cambio de costumbres.  
 
Después, nació con fuerza el tango-canción , que le tomó el relevo al tango-baile, pero con un éxito geográficamente más restringido. El mundo, en una nueva pre-guerra descubrió y admiró a Carlos Gardel y al final del conflicto la supremacía de Estados Unidos continuó con el "swing", que sólo murió para dar paso al "rock".  
 
En todos estos años el tango tiene una brillante historia de auges limitados y declives relativos y una continuada vida a lo largo de la cual se ha desarrollado tanto el baile como la música, hasta llegar a un nivel de sofisticación y depuración que dejan a las claras la madurez de esta manifestación que vive ya en las primeras décadas de su segundo siglo de vida.  
 
El proceso de evolución musical seguido por el tango sufre, a partir de 1924, un cambio profundo, derivándose en una bifurcación que definió dos corrientes: 
La tradicional, aferrada a un esquema de simplismo musical y la otra, una tendencia evolucionista que abandonó viejas estructuras permitiendo la incorporación al tango de los recursos de la técnica musical.  
Este último camino fue seguido por un grupo de talentosos y renovadores músicos que crearon un estilo que hizo escuela y cuya influencia, se extendería a través de las manifestaciones más avanzadas de los últimos tiempos.  
 
Este grupo de músicos notables fue encabezado por Julio De Caro, que integró una combinación formada por dos bandoneones, dos violines, contrabajo y piano, logrando así la agrupación instrumental más representativa del tango: el sexteto.  
 
El sexteto adoptaba la esencia tímbrica de estos seis instrumentos, que la evolución fue ampliando, reforzando las filas de bandoneones y de violines, dando lugar a la orquesta típica.  
 
Correspondería a Julio De Caro encabezar el capítulo musical más importante en la historia del tango ya que lo jerarquizó en dos sentidos: en el refinamiento artístico y en el acceso a las posiciones sociales, que en ese entonces, le resultaban esquivas.  
 
Nacido el 11 de Diciembre de 1899 dio por finalizada su actividad en 1954, cuando consideró cumplido su ciclo de gloria tanguera, dejando para las generaciones venideras, ese gran ejemplo de equilibrio renovador entre la belleza interpretativa, la autenticidad y el carácter que el autor le ha conferido a la obra.  
 
La escuela decareana se proyectó en grandes músicos: Pedro Maffia, Luis Petrucelli, Pedro Laurenz, Elvino Vardaro, Osvaldo Pugliese, Lucio Demare, Héctor María Artola, Argentino Galván, Alfredo Gobbi, Aníbal Troilo, Horacio Salgán, Leopoldo Federico, Atilio Stampone, José Libertella, Luis Stazo, Astor Piazzolla y muchos más que supieron mantener incólume la vigencia del tango instrumental.  
 
En 1935 la orquesta de Juan D´Arienzo debuta en el cabaret Chantecler.  
 
Esta nueva agrupación tenía como pianista a Rodolfo Biaggi, quien imprimía al tango un ritmo más vivo, invitando al baile. 
Era un ritmo diferente, opuesto totalmente al de la ejecución monótona de la mayoría de las orquestas de ese tiempo.  
 
Otros directores de la época, que optaron por la evolución fueron: Aníbal Troilo, Osvaldo Plugiese, Osmar Maderna, Ricardo Tanturi, Miguel Caló, José Basso, Francisco Rotundo, Alfredo Gobbi (hijo), Fancini-Pontier, Osvaldo Fresedo y Angel D´Agostino.  
 
Todos ellos impulsaron un compás mucho más firme, le dieron al arreglador un papel protagonista y alentaron la aparición de solistas virtuosos con sólida formación musical.  
 
El tango había dado otro paso fundamental y la orquesta dejó de ser una masa compacta para convertirse en una agrupación de músicos cuyo ensamble, no les impedía destacar las habilidades y virtuosismos individuales.  
 
Seguramente, en este período que va desde 1935 hasta casi 1960, la realización de músicos, cantantes, compositores y poetas fue realmente extraordinaria.  
 
Es el momento de las grandes orquestas típicas que se presentan en los escenarios porteños, en los clubs de barrio, en los salones del centro, en el cine, en el teatro y en las confiterías.  
 
También el de los cantantes, cada uno de ellos con su sello personal, que dejaron en el disco realizaciones que conservan plena vigencia.  
 
Es el tiempo de los compositores y poetas que, uniendo sus talentos creadores, hicieron posible una obra cuantiosa de inmejorable calidad.  
 
Sin duda alguna, este período fue para el tango, en la creación musical y poética, en lo interpretativo y en la ejecución, el más importante.  
 
Y tal es su vigencia, que hoy, ya metidos en los primeros tiempos del tercer milenio, continuamos escuchando todo ese legado que nos dejaron aquellos grandes, con el mismo respeto y la misma emoción con que se recibe algo que no volverá a repetirse jamás.  
 
Los movimientos artísticos, culturales y sociales sufren de una evolución constante, acorde con el tiempo que les toca vivir. 
Si no es así, la decadencia y el paso de los años terminan por sepultarlos en el más lúgubre y apartado de los olvidos.  
 
En algunos casos muy concretos, tras la evolución se produce la revolución, y es, en esta nueva situación donde a partir de 1960 el movimiento musical tanguero alcanza cotas de verdadero delirio, en feroz combate con la recién nacida música progresiva.  
 
Es Astor Pantaleón Piazzolla quien se encarga de revolucionar el tango, iniciando el movimiento vanguardista.  
 
Nació el 11 de Marzo de 1924 en Mar del Plata, hijo de Vicente "Nonino" Piazzolla y Asunta Manetti, con quienes a la edad de cuatro años se estableció en Nueva York.  
 
Su padre le regaló un bandoneón cuando contaba nueve años, que compró por 18 dólares en un negocio del puerto.  
 
Actuó en la película "El día que me quieras" como actor, y también tocó en la orquesta que acompañó a Carlos Gardel en ese metraje.  
 
Ya de vuelta a Buenos Aires presentó en 1954 su "Sinfonía de Buenos Aires" en el concurso de Fabián Sevitzy, y lo ganó. 
La obra fue dirigida por el propio Sevitzky desde el Aula Magna de la Facultad de Derecho y el estreno entusiasmó al público, aunque también disgustó enormemente a muchos críticos puristas.  
 
Estudió composición con la profesora Nadya Boulanger en París.  
 
Y de vuelta a Buenos Aires introduce la guitarra eléctrica en su octeto para mayor furia de los ortodoxos.  
 
En 1965 se vinculó al escritor Jorge Luis Borges en su larga duración "El tango".  
 
En 1968 compuso su "operita tango" -María de Buenos Aires- con textos del poeta Horacio Ferrer.  
 
En 1969 compone temas más sencillos para la voz de Amelia Baltar.  
 
Con "Balada para un loco" obtiene el reconocimiento mundial.  
 
Durante una de sus giras por Europa, sufrió un derrame cerebral. Murió cerca de un año después, el 4 de Julio de 1992.  
 
El maestro Piazzolla fue un músico contrariado, discutido, amado por muchos, resistido por otros tantos, pero nunca ignorado.  
 
Esta historia se puede dar por "concluida" cuando en 1972 Alberto Grimaldi para Metro Goldwin Mayer // United Artists, produce la obra maestra más polémica de la historia.  
 
El tango es lamento, rebeldía, amor, pasión, sueños, esperanza, sentimientos......... pero también es soledad, dolor, tristeza y muerte.  
 
El director de cine Bernardo Bertolucci dibujará para el mundo una fascinante tesis sobre la soledad y la muerte a través de la sublime fotografia de Vitorio Storaro para su genial "Last Tango in Paris".  
 
El último "superviviente" de la gran revolución tanguera; Gato Barbieri compone e introduce el saxo en la banda sonora del film para transformar la tristeza y el dolor en belleza, consiguiendo una magistral composición de amor y sexo anónimo, soledad y muerte.  
 
Y una voz desgarradora para hoy y para mañana, la de Adriana Varela. 
La voz de Adriana penetra, advierte y por fin cautiva. 
No es una voz dulce, melosa, todo lo contrario, su voz es arisca y lleva el aroma de los "boliches"....... 
del bandoneón.....  
 
El tango, desde su orígenes hasta su difusión y trascendencia, convertido en símbolo y emblema. 
Su misterio y la belleza de su música, la turbulencia de su danza, la auténtica sabiduría popular que rezuman sus letras, lo convierten en una especie de religión que nutre la experiencias del mundo, que agitan por igual este principio de milenio que parece estar para milongas.  
 
Juan Lopez Hurtado  
 


 Lançamentos
border=0
 Promoções
border=0
 Novidades
border=0
 DVDs
border=0
 CDs/DVDs Religiosos novo
border=0
 Destaques
border=0
 Futuros Lançamentos
border=0
 Catálogo por Gravadoras
border=0
 Gênero Musical
border=0
 World Music
border=0
 Download do Catálogo
border=0
 Cadastre seu e-mail
border=0
border=0
border=0
Revivendo Musicas - 22 anos preservando a Musica Popular Brasileira
Raul seixas Mpb Nelson gonçalves carlos ramires Cascatinha Christian e ralph FEVERS Pixinguinha Gonzagão Grever Dalva de oliveira Lunar Teca Tonico e tinoco Caim Serestas Sertanejos Nilton cesar Orlando silva Orquestra
página inicial | fale conosco | ajuda | cadastro | política de privacidade e segurança

© Copyright 1987-2015 Revivendo Músicas Ltda. - Todos os Direitos Reservados
As logos Revivendo® e Again® são marcas registradas da Revivendo Músicas Ltda.
A manutenção, a distribuição e a comercialização dos produtos encontrados neste site
é feito por Barg Comércio de Discos e Acessórios Musicais Ltda.
Os preços dos produtos podem sofrer alteração sem aviso prévio.